Historias de algunas (y algunos) valientes

Y un pasodoble de la Piquer

Vuelvo de las vacaciones con una sorpresa enviada por una lectora, Laura P., gran amante de la copla y en especial de Doña Concha Piquer. Ella cuenta que esta querencia la heredó de su abuela, quien “se ponía en éxtasis cuando hablaba de la Piquer”, y recuerda Amante de abril y mayo, ese pasodoble con letra de Rafael de León y música de Quintero, León y Quiroga, que cuenta que ella pasaba de los 40 y él tenia 22… Como dice Laura, en esa época era impensable tener una relación de amantes, así que la historia lo tenía todo para “acabar a farolazos”. Pero no, “van y se casan, con lo cual la protagonista rompe con todos los esquemas, se lía con un  hombre más joven y para colmo se casan y por si fuera poco en la catedral”.

Aquí está la letra y debajo podéis escucharla. Hay varias versiones, pero ninguna como la de Doña Concha.

 

Amante de abril y mayo

Andaba por los cuarenta,

La rosa de Peñaflor,

Señora de escudo y renta,

Hermosa y sin un amor.

Y de pronto un día cambió de peinao, cambió de peinao,

Y la vió to el pueblo salír al zaguán,

A decirle adioses a un niño tostao, a un niño tostao,

Que partió galope sobre su alazán.

Amante de abril y mayo,

Moreno de mi pasión,

Te llevo como a caballo

Sentao en mi corazón.

Me están doliendo los centros

De tanto quererte a ti

Me corre venas adentro

Tu amor de mayo y abril.

Desde los pies a la boca,

Que aprendan todos de mí, ¡ay, ay, ay, de mí!

A querer como las locas.

Hablaron más de la cuenta

Las niñas de peñaflor:

-que si ella tiene cuarenta

y que el solo veintidos-.

Pero contra el viento de la comidilla, de la comidilla,

Y a pesar del tango de lo de la edad,

La vieron casada salir de mantilla, salir de mantilla,

Con aquel mocito de la catedral.

Amante de abril y mayo,

Moreno de mi pasión,

Te llevo como a caballo

Sentao en mi corazón.

Me están doliendo los centros

De tanto quererte a ti

Me corre venas adentro.

Tu amor de mayo y abril.

Desde los pies a la boca,

Que aprendan todos de mí, ¡ay, ay, ay, de mí!

A querer como las locas.

 

 

 

Créditos: radiopriego.com y youtube.

Compartiendo

Lola Ce
Lola Ce

Deja un comentario


*

Trece + quince =

SUSCRÍBETE

¿Quieres recibir en tu correo notificaciones cuando publiquemos artículos nuevos?

Escribe tu dirección aquí: