Historias de algunas (y algunos) valientes

Y llegó la locura: Emmanuel Macron tiene 20 años menos que su esposa

Hace sólo unos días, la noticia era que el joven y brillante Emmanuel Macron, de 36 años, era el nuevo Ministro de Economía francés. Hoy lo primero que aparece sobre él en Google es que está casado con una mujer 20 años mayor y que ésta fue su profesora. Por ahí se ha escrito que la revista Closer, la misma que descubrió el affaire de Hollande y Jule Gayet, es la que ha destapado la noticia, pero lo único que ha hecho esta publicación es poner cara a su mujer, Brigitte Trogneux, o, lo que es lo mismo, bautizarla para el papel couché. No ha contado nada que no figure en todas sus biografías.

Comoquiera que lo aparecido después varía entre unas versiones y otras, aclaro aquí que sí, que ella fue su profesora de letras cuando él tenía 17 años y estudiaba en un elitista liceo de Amiens, pero que entonces no pasó nada, al menos nada visible a ojos de terceros, que lo que pasa dentro de la mente de otros no está al alcance de ningún mortal, que yo sepa (por muy periodista de Closer que sea). Ellos veraneaban en el mismo lugar (Touquet) y ahí fue donde empezaron a tratarse más, pero Brigitte entonces era una mujer casada y con tres hijos. Sólo con el tiempo, ya divorciada ella, iniciaron una intensa relación que culminó en boda hace apenas siete años.

Isabel Vicente escribía recientemente, a propósito de eso, que la sociedad todavía se extraña cuando una mujer se empareja con un hombre mucho más joven: “Conozco a algunas mujeres que no se plantearían liarse con un jovenzuelo por muy maduro e interesante que sea, argumentando que podría ser su hijo, algo que a ellos no parece preocuparles; por no hablar de la presión social que una mujer puede sentir en su relación con un chaval mucho más joven. Es injusto pero obvio. Un señor de 50 años con una mujer de 30 se considera en su círculo un triunfador. Si es a la inversa, ella se encontrará con más de una ceja fruncida y miradas de incomprensión a su alrededor y tendrá que aguantar que más de uno piense en ella como en una depredadora sexual a la caza de carne fresca”. Bien, esto es una realidad, y señores como Emmanuel Macron, ministro, millonario, buen pianista, filósofo, culto y atractivo; un hombre con personalidad, como no se cansan de decir cuantos lo conocen, aportan, con su valentía y determinación, su granito de arena en defensa del amor, que es de lo que se trata.

http://www.parismatch.com/Actu/Politique/Ministre-de-l-Economie-a-36-ans-Emmanuel-Macron-l-homme-presse-585012 – Portada

Compartiendo

Lola Ce
Lola Ce

6 Comemtarios

  1. Cassandra Dexter Colby Responder a Cassandra

    Me encanta que ese amor platónico que alguna vez sentimos por nuestros profesores se haga aquí realidad. Sé de profes (hombres) que se han casado con alumnas o han tenido alguna relación más o menos duradera con una. Lo raro es ver el caso contrario y esto es de aplauso. Olé por Macron y su esposa.

  2. Me ha encantado eso de “en defensa del amor, que es de lo que se trata”. Final redondo para un artículo muy bueno.

  3. He descubierto tu blog por casualidad y me encanta! Siempre he tenido novios más jóvenes y ahora, por mi estilo de vida , amistades y aspecto físico conecto con mucha más facilidad con hombres más jóvenes. ¡ Ya es hora que se normalice el tema!

Deja un comentario


*

cuatro + seis =

SUSCRÍBETE

¿Quieres recibir en tu correo notificaciones cuando publiquemos artículos nuevos?

Escribe tu dirección aquí: