Historias de algunas (y algunos) valientes

¿Solo si eres bella, inteligente y exitosa?

Hace poco una lectora, María José, me preguntaba algo que ya he oído más veces: si creía que había alguna relación entre salir con un hombre más joven y ser una mujer bella, inteligente y exitosa.

Partamos de una base: la gente guapa y triunfadora lo tiene más fácil, sea del sexo que sea. No me voy a poner a contar ahora por qué, que hay cientos de estudios sobre la erótica del poder y sus variantes, pero cuesta creer, un suponer, que Carla Bruni se habría enamorado de Sarkozy si en vez del Presidente  de Francia hubiera sido el tendero de la esquina. ¿Pero no tiene él, Sarkozy*, rasgos en su personalidad que le ayudaron a llegar hasta allí y de paso a conquistar a Bruni? Pues lo mismo puede aplicarse si ella es la triunfadora, aunque con MUCHOS y variados matices, que si el éxito es demasiado, algunos hombres lo pueden vivir como una amenaza (sobre todo los de generaciones anteriores, que tienen más prejuicios que los jóvenes). Y es que la admiración es un componente importante en el amor, aunque ésta puede venir por muchos lados (el aspecto físico, el profesional, la personalidad… ). Y eso me recuerda que hay quien piensa también que tener al lado a alguien joven y/o bello puede servir de estímulo para cuidarse más, para conservarse mejor.

Si hablamos de los famosos que han pasado por estas páginas, es evidente que hay mucha gente que está arriba, pero por una simple razón: si en vez de la historia de Alexander Onassis y Fiona Campbell pusiera aquí la de la hermana de mi compañera Sonia y su chico no interesaría ni la mitad. Pero ya que saco este punto, es hora de recordar los muchos testimonios que ha ido dejando la gente por estas páginas, a veces directamente, a veces como comentario a cualquiera de los post, y en los que me imagino que habrá de todo en cuanto a belleza y éxito. Y ya puestos, me gustaría recordar que también he escrito por aquí de gente como el escritor Raymond Chandler y su mujer Cissy Pascal; del primer matrimonio del actor Patrick Dempsey (con Rocky Parker) o de Anne Neal, la mujer del piloto de fórmula 1 Mark Webber. Tres mujeres normales y corrientes (al menos aparentemente) y tres historias de amor fou. Pero lo que no puedo pasar de ninguna manera por alto, lo que me sigue llamando la atención es que, incluso entre la gente más famosa, las diferencias de género en el tema que nos ocupa siguen siendo espectaculares. Decía recientemente Madonna en Harpers Bazaar que a mucha gente le molesta que haya tenido algún novio casi tres décadas más joven que ella. Y yo me pregunto por qué nadie critica a Mel Gibson o a Mick Jagger, que están siendo padres a la edad de ser superabuelos, o por qué en la noticias sobre Trump no se destaca que le saca 23 años a su esposa, Melania, y si es a la inversa se menciona hasta una pequeña diferencia de tres.

*Inciso: todavía recuerdo cuando, hace unos años, en plena campaña electoral por su primera presidencia, y cuando aún estaba con su anterior esposa, soltó en Paris Match: “Con Cecilia, hasta la muerte”.

 

Portada: hiphollywood.com

Compartiendo

Lola Ce
Lola Ce

Deja un comentario


*

tres × 3 =

peuterey outlet online peuterey outlet online peuterey outlet online peuterey outlet online peuterey outlet online woolrich outlet online woolrich outlet online woolrich outlet online woolrich outlet online woolrich outlet online doudoune parajumpers pas cher doudoune parajumpers pas cher doudoune parajumpers pas cher doudoune parajumpers pas cher doudoune parajumpers pas cher golden goose outlet golden goose outlet golden goose outlet golden goose outlet golden goose outlet
SUSCRÍBETE

¿Quieres recibir en tu correo notificaciones cuando publiquemos artículos nuevos?

Escribe tu dirección aquí: