Historias de algunas (y algunos) valientes

El amante del amor: lo que se perdió un personaje de Truffaut por no ser más joven

Ahí está Charles Denner, o mejor Bertrand Morane, el personaje que interpreta en la película de François Truffaut El amante del amor, contándonos sus aventuras amorosas con mujeres de todo tipo y condición (siempre guapas, eso sí). Solteras, casadas, sordas, exconvictas… todas caían rendidas a los encantos de Bertrand, pese a ser un tipo normal y corriente. Bueno, todas no. Había una que salía al principio, la dueña de la tienda de lencería, que se negaba a intimar con él porque solo le gustaban los hombres más jóvenes que ella.

Tan ojiplático se quedaba el pobrecito Bertrand, que para superarlo se ponía a escribir un libro en el que describía, con pelos y señales, a las mujeres que iba amando sucesivamente, porque, cual Don Juan, cuando tenía a una necesitaba ir en pos de la siguiente, aunque lo suyo no era machismo, sino una idea del amor que parecía estar más allá del mismo amor. Imposible olvidar su adoración por las piernas femeninas y los andares gráciles, pero también lo que le decía la mujer que se negaba a tener algo más que una amistad con él: “Tengo 41 años (…) Soy muy sentimental pero solo me atraen los hombres más jóvenes que yo. Cuando pasan de los 30, ni siquiera los miro”. Como para olvidarlo.

Lo bueno de esta comedia dramática (que en Francia se llamó El hombre que amaba a las mujeres) es que, como todo lo que hacía Truffaut, decía mucho más de lo que parecía a simple vista, y así, donde algunos veían solo a un conquistador, había en realidad un hombre tímido; lo que para algunos era hedonismo, para otros era tristeza y soledad. En cualquier caso, es uno de los trabajos por los que más se recuerda a Charles Denner (que, por cierto, rodó en España con Antonio Drove La verdad sobre el caso Savolta) y una prueba más de que, con las palabras adecuadas, un hombre normal puede conseguirlo todo (o casi).

http://loquecoppolaquiera.blogspot.com.es/2013/04/el-amante-del-amor-lhomme-qui-aimait.html – Portada

Compartiendo

Lola Ce
Lola Ce

5 Comemtarios

  1. ¡Qué bonito cómo habla de las mujeres!

  2. Me ha gustado mucho lo de “cuando pasan de los 30 ni los miro”. ¿Cuántas veces no hemos oído nosotras eso sobre las mujeres? Pues eso.

    • Por eso me pareció oportuno destacarlo. Me encanta ese personaje, porque además se lo decía a él con normalidad, sin chulería. Simplemente ella “es así”

      • Hola Lola C. Enhorabuena por tu blog. Ya es hora de que alguien divulgue verdades humanas que la cultura patriarcal ha escondido durante tanto tiempo.
        Yo siento lo mismo que la dueña de la tienda de lenceria, si pasan de los 30 ni los miro.
        Ni me atraen sexualmente ni de ninguna manera. Conozco a muchas chicas que piensan igual, luego que lo del mito del maduro interesante no es otra cosa, un mito doae alguna que otra mujer insegura que cree q los hombres madura

Deja un comentario

quince + 10 =

*

SUSCRÍBETE

¿Quieres recibir en tu correo notificaciones cuando publiquemos artículos nuevos?

Escribe tu dirección aquí:


Al pulsar ENVIAR declaro haber aceptado expresamente nuestra Declaración de Privacidad